VIVIR E INVERTIR MARAVILLOSAMENTE

COMPRAR O INVERTIR EN BIENES RAÍCES
El mercado inmobiliario de Costa Rica es muy favorable para los compradores y ofrece unos valores increíbles


Una guía para comprar bienes raíces en Costa Rica

Aproveche el excelente valor de la propiedad a precios muy atractivos

Costa Rica tiene un mercado inmobiliario muy lucrativo en este momento. Siempre se ha considerado una opción favorita para los estadounidenses y los europeos que buscan comprar una hermosa propiedad para jubilarse en los trópicos, pero no hay mejor momento para hacer una inversión que hoy. Hay innumerables listados de hermosas casas en ubicaciones privilegiadas en todo el país, a precios que no creerías.

Razones por las cuales debe invertir en bienes raíces en Costa Rica

Si está planeando una jubilación en Costa Rica, no existe razón alguna para explicar su decisión porque todos pueden comprobar las increíbles cualidades y características de este país centroamericano. El clima idílico y la ubicación son sólo el inicio. Otros factores decisivos son la alta calificación del país como una de las naciones más felices del mundo, su coste de vida notablemente bajo, el gobierno altamente estable y la relativa facilidad para viajar desde y hacia Estados Unidos, Canadá y Europa.

Habiendo dicho esto, otro asunto importante en el que debería pensar es en invertir en bienes raíces asequibles en Costa Rica. Usted podría estar pensando que acaba de alquilar o arrendar una casa, pero antes de tomar esa decisión, las siguientes son algunas razones muy convincentes por las que es posible que desee invertir en su propia propiedad de Costa Rica en lugar de alquilar.

Vivienda asequible

Además de todas las cosas maravillosas que hemos mencionado anteriormente, otra razón importante por la que los ciudadanos estadounidenses y europeos están pensando en una jubilación en Costa Rica es el costo increíblemente bajo de la vivienda en este país. Una propiedad en Costa Rica que tiene exactamente el mismo tamaño, diseño y estilo que una en los Estados Unidos costaría sólo alrededor de 30 a 40% del precio estadounidense. A ese precio, la compra parece ser una opción mucho más práctica que el alquiler.

Es también debido a este precio increíblemente asequible de las propiedades inmobiliarias en Costa Rica que muchos inversores y promotores inmobiliarios se están interesando en este país. Una alta demanda y bajos precios de compra hacen una buena ecuación para obtener grandes beneficios.

Bajo coste de la vida

No es ningún secreto que Costa Rica es un destino maravilloso para los turistas, pero si aún no se ha dado cuenta, el exuberante entorno y los hermosos paisajes naturales de este país también lo convierten en el lugar ideal para los jubilados. Con sus 631 millas de hermosas playas y un sinfín de opciones para la relajación al aire libre como los bosques tropicales y los parques urbanos, uno puede definitivamente relajarse y disfrutar lejos del ajetreo de la vida urbana. ¿Qué puede ser mejor que tener una propiedad propia en un lugar así?

Lugar ideal para la jubilación

No es ningún secreto que Costa Rica es un destino maravilloso para los turistas, pero si aún no se ha dado cuenta, el exuberante entorno y los hermosos paisajes naturales de este país también lo convierten en el lugar ideal para los jubilados. Con sus 631 millas de hermosas playas y un sinfín de opciones para la relajación al aire libre como los bosques tropicales y los parques urbanos, uno puede definitivamente relajarse y disfrutar lejos del ajetreo de la vida urbana. ¿Qué puede ser mejor que tener una propiedad propia en un lugar así?

Excelente seguridad y calidad de vida

En comparación con el resto de los países de América Latina, Costa Rica presume de tener el mayor nivel de seguridad y la más excelente calidad de vida. Es un lugar en el que los ciudadanos se sienten seguros cuando caminan por la calle y en el que simplemente están contentos con su vida. Técnicamente, Costa Rica sigue considerándose una nación en desarrollo, pero ofrece casi todo lo que se puede esperar de un país desarrollado. Los servicios ofrecidos por el gobierno y el sector privado son de calidad mundial, y no faltan lugares y actividades de entretenimiento, educación, salud, restaurantes, compras, deportes y cultura.

Diferentes opciones inmobiliarias

Si decide trasladarse a este país, le agradará observar que existe una gran variedad de propiedades inmobiliarias en Costa Rica entre las que puede elegir. Aparte de las casas y apartamentos estándar de la ciudad, también puede encontrar cabañas situadas en terrenos agrícolas o villas de lujo cerca de la costa del Pacífico. No importa qué tipo de casa esté imaginando para sus años de jubilación, es muy probable que encuentre alguna de ellas aquí mismo, en Costa Rica.

Comprar o alquilar: ¿Cuál es la mejor opción?

Aunque acabamos de enfatizar los beneficios de la compra de bienes raíces en Costa Rica, no se puede negar que el alquiler también tiene sus ventajas. Además, es realmente una situación que depende de cada caso y la decisión correcta es diferente para todos. Costa Rica ofrece una gran cantidad de alojamientos que se pueden alquilar por días, semanas o incluso meses. Se puede elegir entre casas de lujo, casas de campo, condominios modernos o su propio paraíso tropical en primera línea de playa.

Una de las razones de peso por las que el alquiler puede ser la mejor opción es si usted aún no está seguro de pasar el resto de su vida en este país. Puede que quieras probarlo durante unos meses y, si te gusta, entonces puedes buscar una propiedad para comprar. Otra razón es si sólo quiere quedarse en Costa Rica durante los veranos o las vacaciones. El alquiler también es una opción viable si quiere mantener unos ingresos relativamente altos durante la jubilación.

Lo que debe saber sobre la compra de bienes raíces en Costa Rica

El proceso de compra de bienes raíces en Costa Rica no es tan difícil y es básicamente el mismo que el proceso en cualquier otra parte del mundo. Una vez que haya seleccionado la propiedad en Costa Rica que desea comprar, usted y el vendedor deben hacer que un abogado prepare los papeles legales para transferir la propiedad a su nombre. La venta se considerará definitiva una vez que se haya registrado en el Registro Nacional o en la oficina de registro de la propiedad legal de Costa Rica, que se encuentra en San José.

Consideraciones especiales al comprar una propiedad en Costa Rica como extranjero

En Costa Rica, los extranjeros tienen esencialmente los mismos derechos que los locales cuando se trata de comprar o poseer una propiedad. Las únicas exenciones son que no pueden tener la propiedad completa de ninguna propiedad que se encuentre dentro de una Zona Marítima, no pueden comprar una propiedad que haya sido donada por el gobierno a agricultores indigentes, y no pueden comprar una propiedad que se extienda a menos de dos kilómetros de las fronteras nacionales.

Al igual que los costarricenses nativos, usted puede comprar legalmente bienes raíces en Costa Rica bajo su propio nombre - no existe nada en la legislación costarricense que le impida hacerlo. Pero la práctica general en este país es que los extranjeros que compran bienes raíces lo hacen a nombre de su corporación. Si no tienen una corporación pero desean comprar bienes raíces, usualmente formarán una corporación primero a través de la asistencia de un abogado, y luego indicarán el nombre de la corporación como el dueño de la propiedad que están comprando. Las principales razones para hacerlo son una planificación patrimonial más fácil, una mejor protección de la responsabilidad personal en caso de accidente y un proceso de tributación más eficiente.

En algunos otros países, los extranjeros están obligados a tener un socio local cuando compran bienes inmuebles. Esto no es obligatorio para comprar casas en Costa Rica u otro tipo de bienes raíces, excepto si usted está planeando comprar propiedades frente a la playa con fines comerciales. En este caso, existen normas especiales que deberá cumplir.

Leyes de propiedad que debe conocer antes de comprar un inmueble en Costa Rica

Como hemos mencionado en la sección anterior, los extranjeros en Costa Rica pueden comprar una propiedad de forma más fácil que en muchos otros países. Aquí, los extranjeros están básicamente en igualdad de condiciones con los locales cuando se trata de comprar una propiedad, a excepción de algunas circunstancias especiales. A la hora de comprar una propiedad, la decisión de poner su propio nombre en el título de propiedad o el nombre de su empresa es totalmente suya. Ambas opciones están legalmente permitidas, pero muchos extranjeros optan por utilizar el nombre de su sociedad debido a varias ventajas prácticas en lo que respecta a los impuestos, la planificación del patrimonio y la responsabilidad.

Restricciones y zonificación

Costa Rica cuenta con varias zonas protegidas por diferentes motivos, como la conservación de la naturaleza, la protección del agua, los espacios verdes, etc. Por ello, hay zonas cercanas a los bosques y masas de agua que no se pueden comprar. Todas estas zonas restringidas están inscritas en el Registro Nacional. Del mismo modo, también existen planes de zonificación para la mayoría de las ciudades que indican el uso permitido para determinadas áreas de terreno. Más del 90% de los terrenos de Costa Rica están legalmente titulados.

A partir de la línea de pleamar y hasta 50 metros hacia el interior, no se puede comprar terreno porque está protegido y se considera propiedad pública. A partir de la línea de pleamar y hasta 150 metros más adentro, se encuentra la Zona Marítima. En esta zona se permite la compra de terrenos, pero sólo para su concesión y sólo con un permiso del ayuntamiento. A los extranjeros no se les permite tener la propiedad mayoritaria de bienes inmuebles marítimos en Costa Rica y sólo pueden poseer hasta el 49% de la propiedad. Cuando se trata de terrenos agrícolas donados a agricultores indigentes, sólo se pueden comprar si el propietario/vendedor los ha poseído durante al menos 15 años.

Cuotas de condominio

Si la propiedad de Costa Rica que pretende comprar es un condominio o se encuentra en una subdivisión u otra comunidad cerrada, debe obtener un documento del vendedor que certifique que todas las cuotas de la asociación de propietarios hasta la fecha están debidamente pagadas. El vendedor también debe entregarle una copia del contrato de la asociación de propietarios.

Documentación legal para ser dueño de una propiedad en Costa Rica

Cuando usted es dueño de cualquier propiedad en Costa Rica que ha sido debidamente titulada, debe ser registrada en el Registro Nacional. Esto incluye la propiedad del INVU, la propiedad del INDER y las concesiones que caen dentro de la Zona Marítima. La inscripción incluye toda la información pertinente sobre la propiedad, incluyendo sus certificaciones, los propietarios legales, la zonificación, las restricciones y la parcela topográfica. El Registro Nacional es casi totalmente digital y se puede acceder fácilmente a toda esta información en línea.

Si desea adquirir un seguro de título de propiedad en Costa Rica, existen varias compañías de seguros que pueden ayudarle. Sin embargo, esto no es obligatorio.

Importancia de contratar un abogado de bienes raíces

Al entrar en cualquier transacción que implique un contrato legalmente vinculante, como la compra de bienes raíces en Costa Rica, se aconseja encarecidamente que contrate a su propio abogado que se especialice en la transacción particular en la que está participando. En las transacciones inmobiliarias, ambas partes necesitan tener sus propios abogados para una representación adecuada. Los abogados inmobiliarios más recomendables son aquellos que son bilingües para que así pueda discutir claramente con ellos el contenido del contrato y las condiciones de venta. También es aconsejable elegir un abogado que también sea notario para que esté capacitado para realizar las inscripciones necesarias en el Registro Nacional.

Comisiones

Al igual que en muchos otros países, en Costa Rica es habitual que el vendedor asuma la comisión por la venta de la propiedad. El importe exacto variará en función de la ubicación y los detalles de la propiedad, pero en general, equivale a alrededor del 5% del valor de la propiedad para la zona del Valle Central, y alrededor del 7% en otros lugares.

Costes de cierre

Los gastos de cierre de la venta de la propiedad, que suelen equivaler a alrededor del 4-5% del precio de venta, suelen repartirse a partes iguales entre las partes compradora y vendedora, a menos que el contrato de venta especifique lo contrario. También existe una tasa que debe pagarse al notario que ejecuta el cierre de la venta y la inscribe en el Registro Nacional. Estos honorarios ascienden a un 1,25% del precio de venta.

Además, hay una serie de costes que el comprador tendrá que liquidar antes de que la inscripción del cambio de titularidad finalice en el Registro Nacional. Estos costes incluyen los sellos legales, que ascienden a un 0,33% del precio de venta, las tasas de registro, que ascienden a un 0,5% del precio de venta, y el impuesto de transferencia, que asciende a un 1,5% del precio de venta. Si sus fondos provienen de un banco extranjero, el banco local de Costa Rica puede exigirle que presente detalles sobre las fuentes de fondos. Si se acoge a algún tipo de plan de financiación para la compra, deberá liquidar al menos todos los gastos bancarios y las tasas de registro de la hipoteca antes del cierre de la venta.

Registro del título

Como se mencionó anteriormente, existen dos formas comunes de registrar el título de su nueva propiedad en Costa Rica. Puede ser bajo su propio nombre o a nombre de una corporación de la que usted es dueño. Si usted registra la propiedad bajo su nombre, puede agregar un copropietario como su cónyuge, un familiar, o un socio de negocios para que su nombre aparezca en el título también.

Es costumbre que los propietarios en Costa Rica utilicen una S.R.L. o Sociedad de Responsabilidad Limitada en lugar de poner la propiedad bajo sus propios nombres. Esto es más fácil para la gestión y planificación de la propiedad porque todo lo que tiene que hacer si quiere compartir la propiedad con otra persona, simplemente necesita hacerlos accionistas de la sociedad.

Otra forma de comprar una propiedad en Costa Rica es utilizando el nombre de su fondo de jubilación o de su órgano de representación, como su 401(k) o una IRA. Sin embargo, independientemente de cómo elija registrar el título, puede utilizar fácilmente el número de registro o Folio Real para buscarlo en la base de datos del Registro Nacional, y toda la información registrada estará allí.

Impuestos anuales sobre la propiedad

Una vez que usted es el propietario legal de una propiedad en Costa Rica, está obligado a pagar al municipio local un impuesto anual sobre la propiedad equivalente al 0,25% del valor de su propiedad. El valor de la propiedad también está sujeto a una reevaluación cada 5 años. O bien lo hace usted voluntariamente, o bien la municipalidad se encarga de hacerlo por usted. Si su propiedad entra en la categoría de viviendas de lujo, también tendrá que pagar el Impuesto Solidario anual. El porcentaje de este impuesto cambia periódicamente, por lo que tendrá que consultar con la municipalidad el valor actual.

Impuesto de Sociedades

Si ha inscrito una sociedad en el Registro Nacional para comprar una propiedad en Costa Rica, tendrá algunas obligaciones adicionales de las que deberá ocuparse, como el pago del impuesto anual sobre las personas jurídicas. La fecha límite para pagar este impuesto es a finales de enero de cada año y el importe depende de si la sociedad tiene un estado activo o inactivo en el Registro Nacional. Una sociedad activa tendrá que pagar una cantidad equivalente a entre el 25 y el 50% del salario base de un empleado público, mientras que una sociedad inactiva tiene que pagar el 15%.

Todas las sociedades deben presentar la Declaración Patrimonial para Personas Jurídicas Inactivas, también conocida como formulario D-135. El plazo para hacerlo es a finales de septiembre de cada año. Este formulario contiene una declaración de sus activos, que incluye propiedades inmobiliarias, vehículos y cuentas bancarias, así como su pasivo y capital social.

Cuando su sociedad se declara inactiva, debe presentar el formulario D-140. Este es el formulario en el que indicará los datos personales de contacto de todos los representantes de la sociedad, así como el domicilio legal completo y la dirección de correo electrónico de la sociedad.